Estadio de fútbol Alfredo Díaz de Conejeros debe seguir siendo del pueblo

Fuente: Gobernación Nueva Esparta

Ángel Marcano, secretario general de la Fundación Liga de Fútbol Menor de Nueva Esparta, rechaza las motivaciones netamente políticas que llevaron a la intervención por parte de un tribunal para favorecer a la Alcaldía de Mariño
“Quienes quieren tomar las riendas del estadio Alfredo Díaz de Conejeros no saben de futbol, ni de deporte, no deben mezclar la política con la recreación de los ciudadanos, este espacio sirve para que nuestros niños, jóvenes y mayores se ejerciten, el principal objetivo es que el pueblo se desarrolle integralmente a través de actividades para la distracción”.
Las palabras de Ángel Marcano, secretario general de la Fundación Liga de Fútbol Menor de Nueva Esparta, se producen a propósito de la reciente intervención por parte de un tribunal que pretende arrebatarle al Ejecutivo regional la custodia temporal de la citada área otorgándole esa responsabilidad a la alcaldía del municipio Mariño.
Marcano, reconocido dirigente insular, recordó que el estadio comenzó a dar sus primeros pasos en 1964 cuando las paredes estaban constituidas con matas de Guamache y Yaque, árboles que proporcionaban sombra y cuyos arcos eran de madera amarrados con cuerdas. Dijo que se jugaba béisbol y fútbol pero como los grupos de esa segunda disciplina se hicieron mayoría decidieron colocarle el nombre al estadio de Alfredo Díaz, padre, en homenaje a un hombre incansable y pionero quien resultó fundamental para concretar el proyecto.
Posteriormente su hijo, Alfredo Díaz, desarrolló una destacada actuación como jugador con los equipos Dakota y Pepeganga Margarita, más tarde como concejal, alcalde y ahora como máxima autoridad de Nueva Esparta continuó apoyando el trabajo de los jóvenes y líderes empeñados en hacer avanzar el fútbol en la región.
“Alfredito siempre colaboró con nosotros, un 100%, sufrió en carne propia desde pequeño los sinsabores que se presentaron para hacer de este estadio una obra significativa como lo es hoy, mientras fue ascendiendo en los cargos públicos sabia del trabajo que aquí se desplegó junto a colaboradores como los hermanos Zabala, Alfredo Fernández, Asdrúbal Frontado, entre otros. Fue nuestro paño de lágrimas y siempre obtuvimos las premiaciones y los uniformes de los campeonatos que se constituían gracias a su intervención”, apuntó.
En el presente, en el estadio de fútbol Alfredo Díaz de Conejeros practican este deporte las escuelas de Conejeros, Guaraguao, El Poblado, Nueva Esparta, incluso es utilizado por el Instituto de Policía, Iapolebne, Guardia Nacional Bolivariana, GNB, y se han concretado campeonatos nacionales y estadales, así como la Copa Navidad, Copa Nueva Esparta, mini olimpiadas de institutos educativos, del Inam, jardines de infancia, festivales de voladores, torneos de empresas privadas, intervienen en fútbol un total de 116 equipos, cerca de 3.350 muchachos.
Agregó que son 55 años desplegando una labor reconocida por todos, trabajando por la comunidad. “Todo Conejeros y toda Porlamar puede dar fe de quiénes somos Alfredo Díaz padre e hijo y mi persona, siempre aquí trabajando a favor de los jóvenes que sueñan con ser grandes estrellas del fútbol”, concluyó.
Suscribir vía Telegram
Loading...

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Aceptar Lee mas