Keylor Navas ficha por el PSG, que cede al Madrid a Areola

Fuente: El País

La vida siempre al límite de Keylor Navas en el Real Madrid se consumió finalmente este domingo en Vila-real, de donde ya no volvió. El equipo regresó a la capital después del empate y él se quedó en tierra para volar este lunes a París. Allí le esperaba un contrato de tres años con el PSG y un trueque con Alphonse Areola, de 26 años, un portero que, como él, ha vivido bajo permanente sospecha en el club parisino, siempre en busca de una alternativa de quilates al canterano para asaltar la Champions.

Ese ha resultado ser Keylor Navas, 33 años en diciembre, el portero de las tres Copas de Europa de Zidane, que llegó en el verano de 2014 como secundario de Íker Casillas y nunca perdió del todo esa consideración a ojos de parte de la cúpula del club. Ese recelo convirtió cada mercado de fichajes en un sobresalto para el tico, ya desde el verano siguiente.

Las últimas horas del 31 de agosto de 2015 lo encontraron en el aeropuerto de Barajas aguardando los envíos de un fax para volar a Mánchester en un intercambio con David de Gea, que esperaba el desenlace con su pareja, Edurne, en una casa de la sierra madrileña. Los papeles no llegaron, Keylor se quedó, ganó la Champions de Milán, y De Gea renovó al alza con el United. La intención del trueque no desapareció. Según fuentes conocedoras de la operación, el nuevo contrato del portero de la selección española incluía una cláusula que permitía al Madrid comprarlo el verano siguiente por un importe asumible rescatando el canje. Zidane lo impidió. Como también frenó año y medio después, en febrero de 2018, la contratación de Kepa Arrizabalaga, ya muy avanzada por la directiva blanca. Ese verano llegó Thibaut Courtois, se fue el entrenador francés y Navas comenzó a diluirse. Pero con el costarricense nunca parece alcanzarse el último capítulo.

Regresó Zidane y al principio lo rescató, aunque al cerrar la temporada le dijo que el primer portero sería Courtois. Entonces Keylor buscó una salida que le permitiera conservar su ficha anual de cinco millones netos. No aparecían clubes con esa capacidad y el portero solicitó en persona a la directiva irse gratis y cobrar los dos años que le restaban de contrato. No se lo concedieron y resolvió quedarse y tratar de convencer al entrenador. Según su entorno, Navas pensaba que acabaría por jugar. Hasta que con el mercado agonizando, y mediante la intercesión de Jorge Mendes, que pasó a ocuparse de la operación, encontró una salida a París: tres años más de contrato sin perder dinero y con la perspectiva de disputar los minutos relevantes.

Keylor pasaba a ser para Areola lo que Courtois fue para él. Criado en la cantera, el portero francés no terminó de cuajar en lo que el PSG esperaba de él después de las tres prometedoras cesiones de sus comienzos. La temporada 2013-2014 la empleó en el Lens, en Segunda, donde ascendió y fue el mejor meta de la categoría. La 2014-2015 se hizo con la titularidad en el Bastia, ya en Primera. Aunque su mejor año fue el siguiente, en un Villarreal que terminó cuarto, donde dejó la portería a cero 15 veces y batió el récord histórico de minutos imbatido de Diego López: lo amplió de 615 a 620. De ahí regresó al PSG, donde los tres cursos siguientes se ha turnado con Trapp, ha vivido también bajo la amenaza del fichaje de De Gea y ha compartido puesto con un Buffon de 40 años que la temporada pasada jugó los partidos más importantes de la Champions.

En ese tiempo también se proclamó campeón del mundo en Rusia sin haber debutado con la selección absoluta. No jugó su primer partido con Les Bleushasta semanas después, contra Alemania en la Liga de Naciones (0-0).

Estos meses el PSG ha vuelto a sondear el mercado buscando un meta de jerarquía para asaltar la obsesión de Al Khelaifi de levantar la Champions. Hasta que apareció Mendes y dos porteros bajo sospecha cruzaron sus destinos. Traspasado por unos 15 millones, Navas firmó este lunes un contrato como actor principal en el PSG, mientras que el Madrid inscribió a Areola, que pasará un año a préstamo como segundo de Courtois, a la espera de repescar a Lunin, cedido al Valladolid cuando Navas parecía quedarse.

También parecía que no habría giros de última semana en la portería blanca cuando Zidane quiso zanjarlo en abril, al mes de regresar: “No vamos a tener el tema el próximo año de los porteros, va a ser bien claro”, dijo, y mientras esperaba a que se aclarara vio también partir a su hijo Luca hacia el Racing de Santander.

El comunicado con el que el Madrid anunció el traspaso fue especialmente sentido: “El club quiere mostrarle su agradecimiento y su cariño por su comportamiento y su entrega en las cinco temporadas que ha defendido la camiseta del Real Madrid. Keylor Navas ha formado parte de una de las etapas más importantes de nuestra historia”.

También fueron sentidas las palabras del portero incluidas en el comunicado oficial del PSG: “Vivo un momento particularmente fuerte en emociones al comprometerme con el PSG. Tras mi experiencia en España, llego a Francia con mucha ambición”, decía.

Sus caminos volverán a cruzarse el 18 de septiembre en el Parque de los Príncipes, primera parada de la Copa de Europa para el Madrid.

Suscribir vía Telegram
Loading...

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Aceptar Lee mas