La lidocaína: usos y efectos secundarios

Fuente: Mejor con Salud

0

La lidocaína es un fármaco anestésico que pertenece a la familia farmacológica de las aminoamidas. Este fármaco anestésico es muy utilizado en el área de la odontología.

En concreto, es un anestésico local tipo amida y se puede utilizar en forma de pomada, gel, parche o aerosol para uso tópico, así como en solución oral y en inyección para anestesia local.

Se ha utilizado como anestésico local desde el año 1948, pero no fue hasta 1962 cuando se utilizó por primera vez con la indicación de combatir la taquicardia ventricular o fibrilación ventricular.

¿Cómo ejerce la lidocaína su efecto en el organismo?

anestesia dental

La lidocaína, como ya sabemos, es un fármaco que desencadena tanto efectos anestésicos como antiarrítmicos. Por esta razón, tiene un doble mecanismo de acción. Veamos cada uno por separado.

Efecto anestésico

Este tipo de fármacos deben su eficacia a la capacidad que tienen de inhibir o la generación o la transmisión de los impulsos nerviosos de una forma reversible.

Para poder conseguir este efecto, la lidocaína disminuye la permeabilidad de la membrana del nervio al sodio. Esta acción hace que la tasa de despolarización de la membrana disminuye y, como consecuencia, el umbral para la excitabilidad eléctrica aumenta.

En definitiva, para poder desencadenar su acción anestésica, la lidocaína bloquea el inicio y la propagación de los potenciales de acción, impidiendo el aumento de la conductancia de sodio, mediante el bloqueo de los canales de sodio voltaje dependientes.

A nivel electrofisiológico, disminuye la velocidad de despolarización y, por tanto, la velocidad de conducción, alargando el periodo refractario. A dosis bajas, reduce la elevación del potencial de acción y disminuye la frecuencia de disparo. Cuando las dosis son más elevadas, impide el disparo del potencial de acción, ya que tapona físicamente el poro que se encuentra en la membrana.

Efecto antiarrítmico

electrocardiograma

En cuanto a los fármacos antiarrítmicos, son aquellos que se usan con el fin de suprimir o prevenir las alteraciones del ritmo cardiaco. En este sentido, la lidocaína es capaz de inhibir la entrada de sodio a través de los canales rápidos de la membrana celular del corazón. De esta forma, se aumenta el período de recuperación después de la repolarización.

La lidocaína suprime el automatismo, que es la capacidad del corazón de latir de manera automática, y disminuye el periodo refractario y la duración del potencial de acción en el sistema His-Purkinje en concentraciones bajas. Además, es capaz de suprimir las despolarizaciones espontáneas en los ventrículos, de ahí su efectividad en las indicaciones mencionadas.

Farmacocinética: ¿qué le ocurre a la lidocaína en el organismo?

La farmacocinética recoge los procesos de absorción, distribución, metabolismo y eliminación de un fármaco. En este sentido, la lidocaína, tal y como hemos visto, se puede administrar por vías diferentes. Dependiendo de la vía por la que se administre, los valores farmacocinéticos varían.

En cuanto a la administración por vía oral, aunque apenas se use, presenta una absorción casi completa. No obstante, tiene una biodisponibilidad muy baja, de un 35 %. La biodisponibilidad es el porcentaje de fármaco que queda disponible a la hora de realizar la acción en el organismo después de una dosis.

Por otra parte, cuando se utiliza por vía tópica, la lidocaína presenta un duración de acción de entre 30-60 minutos con efectos pico que ocurren dentro de los 2,5 primeros minutos. La anestesia local empieza a ocurrir dentro de los 3 minutos de la aplicación. Una vez se retira el parche, la anestesia local se puede prolongar hasta 40 minutos aproximadamente.

Por último, después de una inyección intravenosa, la lidocaína se distribuye en dos fases. La primera representa la distribución de lidocaína en los tejidos más perfundidos. La segunda fase es más lenta y el fármaco se distribuye en los tejidos adiposo y músculo esquelético. El inicio de la acción de dosis intravenosas es inmediato. Sin embargo, cuando se administra por vía intramuscular, la acción comienza pasados 5-15 minutos.

Reacciones adversas

la lidocaína

La lidocaína, al igual que todos los medicamentos en el mercado, no está exenta de producir una serie de efectos adversos que hay que tener en cuenta. Entre los más habituales, podemos mencionar aquellos relacionados con el sistema nervioso central. Entre ellos se encuentran:

  • Náuseas y vómitos.
  • Alteraciones nerviosas, como cuadros de ansiedad.
  • Mareos.

Además, como también tiene efectos en el corazón, cuando las dosis de lidocaína son muy elevadas, también pueden aparecer algunos de los siguientes efectos no deseados:

  • Arritmias cardiacas.
  • Hipotensión.
  • Paro cardiaco.

Conclusión

La lidocaína es un fármaco sujeto a prescripción médica. Presenta efectos antiarrítmicos y anestésicos. Es un medicamento que a dosis elevadas produce serios efectos adversos. Por eso, debes seguir siempre las indicaciones del médico y no automedicarte.

También podría gustarte

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Aceptar Lee mas