Cómo hacer alcohol en gel

Fuente: Un Cómo

¿Quieres aprender cómo hacer alcohol en gel antibacterial natural? Según la guía publicada por la Organización Mundial de la Salud, estos son los ingredientes que necesitan los profesionales para hacer alcohol en gel casero. Aunque en su texto la OMS explica cómo hacer 10 litros de dicho remedio, adaptaremos las medidas para que puedas hacer únicamente 1 litro de desinfectante de manos casero. Necesitarás:

  • Etanol 96%: 833,3ml
  • Peróxido de hidrógeno 3%: 41,7ml
  • Glicerol 98%: 14,5ml
  • Agua destilada estéril o hervida fría

Si no cuentas con etanol, puedes sustituir este producto por alcohol isopropílico 99,8% (751,5ml). El peróxido de hidrógeno, la glicerina líquida y el agua son esenciales, de modo que no podrás sustituirlos. También necesitarás:

  • Botellas de vidrio o plástico de 1 litro con tapón interior de rosca o depósitos de plástico suficientemente grandes para efectuar las mezclas sin desbordamientos.
  • Mezcladores de madera, plástico o metal.
  • Probetas y jarras medidoras.
  • Embudo de plástico o metálico.
  • Botellas de plástico con cierre a prueba de fugas.
  • Un alcoholímetro: la escala de temperaturas aparece en la parte inferior y las concentraciones de etanol (porcentajes v/v y p/p) en la parte superior.
Cómo hacer alcohol en gel - Cómo hacer alcohol en gel casero - ingredientes

Cómo hacer gel antibacterial casero – paso a paso

Queremos recordar que este paso a paso está pensado para aquellos profesionales que trabajan a nivel local, de modo que si estás pensando en elaborar un alcohol en gel casero desinfectante para tu uso individual, debemos recomendarte que primero intentes comprar el producto en la farmacia o en otras tiendas especializadas.

Si cuentas con los materiales y conocimientos adecuados, este es el paso a paso que tendrás que seguir para aprender cómo hacer alcohol en gel, un remedio que te permitirá inactivar los posibles microorganismos patógenos del organismo.

  1. Vierte el alcohol estipulado en la botella grande o en el dipósito que hayas preparado. Recuerda que solo si los materiales están recientemente y correctamente esterilizados funcionará.
  2. Añade el peróxido de hidrógeno con la probeta.
  3. Añade el glicerol con una probeta. El glicerol es muy viscoso y se adhiere a las paredes de la probeta, por lo que tendrás que limpiarla con agua destilada estéril o hervida fría antes de verter su contenido en la botella.
  4. Llena la botella o deposito hasta la marca de 1 litro con agua destilada estéril o hervida fría.
  5. Una vez terminada la preparación, coloca la tapa o el tapón de rosca de la botella lo antes posible para evitar la evaporación.
  6. Mezcla la solución agitándola suavemente o mediante un agitador.
  7. Distribuye inmediatamente la solución entre los recipientes finales y ponlos en cuarentena durante 72 horas antes de utilizarlos. Durante este tiempo, las esporas presentes en el alcohol o en las botellas nuevas o reutilizadas serán destruidas.

 

Apóyanos Compartiendo :

SIGUENOS EN GOOGLE NEWS

Para combatir la censura en otras redes te invitamos a suscribirte a nuestro nuevo canal de Telegram

SUSCRIBETE A REPORTE CONFIDENCIAL EN TELEGRAM

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.