Exfoliante de miel y almendras para limpiar y rejuvenecer la piel

Fuente: Soy Carmín

0

Si te regalas 30 minutos de tu vida para consentirte y cuidar tu piel, verás resultados extraordinarios y te sentirás mejor. Y es que, las impurezas y toxinas que diariamente quedan en nuestro rostro, provocan muchísimos problemas como acné, arrugas, y crean un mal aspecto. Por eso, te enseñaremos a preparar un efectivo exfoliante de miel y almendras para limpiar y rejuvenecer la piel.

Si quieres prevenir el envejecimiento prematuro, y retardar los signos de la edad, debes cuidar tu piel y brindarle los beneficios de productos naturales que dejarán tu piel hermosa. Este efectivo exfoliante hecho de miel, almendra y limón, es la solución.

EXFOLIANTE PARA LIMPIAR Y REJUVENECER LA PIEL

Los ingredientes de este potente exfoliante, removerán las impurezas y células muertas que se encuentren en tu rostro, logrando suavizarlo, darle frescura y luminosidad. Y es que, la miel es un excelente antioxidante natural, capaz de prevenir el envejecimiento prematuro y la aparición temprana de arrugas y demás signos de la edad.

Sus efectivas propiedades ayudan a regenerar la piel, y aporta vitaminas para que desaparezcan cicatrices o marcas de acné u otros problemas dermatológicos.

Por su parte, el limón contribuye a acabar con las manchas que se encuentren en tu rostro, ya que la vitamina C que contiene resulta un antioxidante extraordinario, que también previene y controla el fotoenvejecimiento. Por si fuera poco, combate el acné y exfolia tu piel.

Las almendras, además, aportarán a tu rostro la hidratación necesaria para lucir luminosa y fresca, además de acabar con la resequedad y el acné.

  • Ingredientes

-1 cucharada de miel

-2 almendras

-1 cucharadita de jugo de limón

Exfoliante de miel y almendras para limpiar y rejuvenecer la piel. FOTO: PEXELS
  • Preparación

Primeramente, tritura las almendras, hasta que obtengas un finísimo polvo, y luego mézclalas en un recipiente con la miel (asegúrate que sea 100% de abeja). Vierte el jugo del limón, y mézclalos, para luego, con una brocha, aplicarla sobre tu piel, y con los dedos puedes dar masajes circulares. Déjala actuar por 15 minutos y retírala con agua tibia, hasta que no quede ningún residuo.

Puedes exfoliarte con esta mascarillas 2 o 3 veces a la semana, y verás resultados maravillosos en tu piel.

También podría gustarte

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia, Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea Aceptar Lee mas