España recupera la “normalidad” atenta a posibles rebrotes de Covid-19

0

España vivió este lunes el primer día laborable de “nueva normalidad”, tras tres meses de restricciones por la pandemia de coronavirus, que ha causado 28.324 fallecidos, con la atención puesta en los posibles rebrotes y todas las actividades económicas ya en funcionamiento, principalmente las del sector turístico.

Las estaciones de trenes y autobuses amanecieron hoy con mas movimiento y se reforzaron las ofertas de transporte respecto a las que había la semana pasada cuando ya las limitaciones se habían aliviado, pero aún no alcanzan los niveles previos a la pandemia.

El Ministerio de Sanidad notificó este lunes una nueva muerte por coronavirus en las últimas 24 horas, así como 125 contagios confirmados hasta un total de 246.504 casos.

BAJA LA GRAVEDAD Y LA EDAD

“Los nuevos casos son muchos más leves. Estamos al final de la curva, es más normal detectar más casos leves. Los casos que eran más susceptibles se han producido ya”, dijo el epidemiólogo Fernando Simón, portavoz sanitario para la pandemia, quien indicó que la media de edad de los afectados “está bajando mucho y muy deprisa”. “Hace un mes era de 62 años, ahora en torno a los 50”, precisó.

Simón destacó que la capacidad de detección y la conciencia que se tiene del virus es “muy superior” ahora. “Conocemos mucho mejor cómo funciona. Ahora aunque se produzcan brotes en España es difícil que la capacidad de transmisión sea la misma. Estamos mejor preparados, pueden pasar cosas pero es más difícil que pasen”.

Las autoridades sanitarias españolas vigilan los brotes de coronavirus detectados en distintas regiones del país, entre los que se mantiene activo uno en la región de Aragón (este) que ha obligado a dar marcha atrás y volver otra vez a una situación de semi-confinamiento en tres comarcas como resultado de un brote de COVID-19 detectado en una explotación hortofrutícola.

Allí se han vuelto a establecer limitaciones, como un aforo máximo del 50 % en la hostelería, la prohibición de usar las barras de los bares o una ocupación máxima de un tercio de la capacidad de las piscinas.

BROTES CONTROLADOS Y PREOCUPAN LOS IMPORTADOS

El ministro de Sanidad, Salvador Illa, explicó en declaraciones a una emisora de radio que el brote se detectó precozmente y se actuó con mucha contundencia.

Se está haciendo un seguimiento “muy especial” de este caso que el que más preocupa a las autoridades aunque “está en vías de ser controlado”, según el ministro, quien precisó que el resto de brotes activos en toda España, once en total, ya están bajo control.

Entre ellos el de la región de Murcia (sureste), donde se vigila un foco de nuevos casos confirmados en los últimos días, vinculados a un positivo importado de Bolivia que provocó, al menos, 11 contagios.

Los positivos importados preocupan a las autoridades sanitarias una vez vez que se han abierto ya las fronteras a los países del espacio Schengen europeo y que pronto, en apenas diez días, se extienda al resto del mundo.

“Los viajeros solo podrán ser detectados si muestran síntomas y van al centro médico”, señaló en la rueda de prensa Simón.

“Los asintomáticos nos preocupan menos que los que vienen con síntomas claros y que toman medicamentos suficientes para poder pasar los controles a la llegada. Espero que con todo el trabajo de comunicación a nivel internacional sean los menos”, remarcó.

MEDIDAS MÁS DURAS EN LOS AEROPUERTOS

Los posibles casos importados de países de zonas especialmente afectadas por la COVID-19 preocupan a las autoridades madrileñas que han pedido al Gobierno español medidas adicionales en frontera, como la obligatoriedad de realizar pruebas PCR a los viajeros que provengan de los países más afectados por el coronavirus.

A ese respecto, Simón indicó que siempre es posible “maximizar esfuerzos”, pero utilizando bien los recursos “porque son limitados”.

“Alguna PCR será útil, pero también puede ser que te infectes el día del viaje, con lo cual no podemos dar un peso excesivo a las PCR. Hay otras medidas que pueden disuadir. Ahora mismo no es que podamos restringir el turismo, necesitamos que no haya enfermedades pero también comer todos los días. Se pueden implantar medidas que disuadan de venir, como la recogida de datos, las cámaras de temperatura… Está bien disuadir de algunos viajes, pero España tiene que vivir y España vive de lo que vive”, zanjó.

EFE

También podría gustarte
Comentarios
Cargando...

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Aceptar Lee mas