Beneficios del té de cebada y cómo prepararlo

0

Los beneficios del té de cebada son una novedad para algunos y algo conocido para otros. Constituye un componente habitual de la dieta de varias personas. Lo cierto es que el consumo de este grano, en cualquiera de sus formas, es favorable para la salud.

La razón por la que esto ocurre es que en este cereal hay un cúmulo de nutrientes que actúan protegiendo el organismo y evitando la aparición de ciertas enfermedades. Descubre en este artículo cuáles son sus beneficios y la forma en que puedes preparar la infusión.

¿Qué es el té de cebada?

El té de cebada es una bebida que se consume desde tiempos antiguos en países asiáticos, como Corea y Japón. El mismo se puede servir frío o caliente.

Para prepararlo se usaba la cebada tostada y luego hervida en agua caliente, pero en la actualidad también se elabora a partir de los granos molidos y así es como se la comercializa. Tiene un ligero sabor amargo por lo que puede combinarse con otros ingredientes como la canela, el maíz y la miel.

Beneficios del té de cebada

Una de las particularidades que tiene esta infusión es que en ella se encuentran nutrientes como el magnesio, el potasio, el zinc, el fósforo, la vitamina K, sustancias del complejo B y fibra, entre otros. De allí derivan, entonces, los beneficios de su consumo.

Según diversos estudios, la ingesta de cebada y de sus infusiones tiene acción en la regulación de los niveles séricos de colesterol y azúcar. Del mismo modo, es un estimulante del sistema inmune.

Regula el colesterol de la sangre

Esta infusión aporta una cantidad considerable de fibra dietética. Uno de los efectos que tiene este nutriente es formar complejos insolubles con el colesterol, por lo que reduce su absorción intestinal.

Gracias a ello, mantiene los niveles de este lípido normales, aumentando la protección frente al riesgo de enfermedades cardiovasculares. Las mismas se asocian a la aparición de placas de ateroma en las arterias que dificultan la circulación.

Equilibra el azúcar sanguíneo y provoca saciedad

Según un estudio publicado en la revista Oxidative Medicine and Cellular Longevityla ingesta regular de esta infusión tiene un efecto antidiabético. Otra de las acciones que posee la fibra dietaria es mantener los niveles de insulina normales y, por ende, regular también la glucosa y prolongar la saciedad.

Mantiene la salud intestinal

En el germen de este grano hay una sustancia llamada hordeína que actúa como antiséptico intestinal. En consecuencia, su ingesta puede influir de forma positiva en el tratamiento de la colitis y la diarrea, como así también en diversas infecciones vinculadas al peristaltismo.

Además de ello, la fibra mantiene en equilibrio la microbiota intestinal y ayuda al incremento del volumen de las heces. En relación a esto, la ciencia evidencia que esta infusión reduce las probabilidades de desarrollar hemorroides.

Protege el sistema inmune

Gracias a su aporte de vitamina C y de sustancias antioxidantes ayuda al fortalecimiento del sistema inmune. Diversos mecanismos estimulan, a través de la nutrición, una acción sostenida y continuada de los glóbulos blancos. Además, también contiene hierro, por lo que es útil para prevenir la anemia y la fatiga.

¿Cómo prepararlo en casa?

Preparar esta bebida es simple. Solo necesitas tener los ingredientes a mano. Si nunca la probaste, apunta esta receta. Vas a necesitar lo siguiente:

  • 6 vasos de agua.
  • Jugo y ralladura de 2 limones.
  • 3/4 taza de cebada perlada.
  • Miel o edulcorante a gusto.
  • Canela, vainilla o jengibre para saborizar.

Forma de preparación

Estos son los pasos que debes seguir para obtener los beneficios del té de cebada a partir de su elaboración en forma de infusión:

  • En primer lugar, debes enjuagar la cebada con agua fría lo suficiente como para retirar todas las impurezas que pueda tener.
  • Una vez realizada esta tarea, ponla en una olla con el agua y la ralladura de limón.
  • Coloca los ingredientes a fuego medio y espera hasta que hierva. Cuando rompa hervor, coloca la tapa, baja la temperatura y deja que se cocine por 20 o 30 minutos.
  • Luego de este tiempo, cuela la mezcla en un recipiente que sea resistente el calor y reserva los granos para otra receta.
  • Para finalizar, agrega al agua obtenida el juego de limón y el endulzante que prefieras.
  • Puedes consumir esta infusión fría o caliente, agregarle canela o vainilla.

Lo aconsejable es que introduzcas con cautela esta bebida en tu rutina, ya que por su contenido elevado de fibra puede acelerar el ritmo intestinal. Ten en cuenta, además, que para obtener los beneficios que posee debes tomarla de forma rutinaria junto a una alimentación saludable.

Té de cebada frío.
El té de cebada se puede consumir frío o caliente. En sus dos variedades otorga los beneficios.

MejorConSalud

También podría gustarte

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia, Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea Aceptar Lee mas