Conozca a Hely Garagozzo, el fanático venezolano de los récords Guinness

Compartir:

El balompié venezolano está de luto. Debido a complicaciones de salud, este sábado 21 de noviembre falleció Hely Garagozzo en Barquisimeto. Este fanático era dueño de tres récords Guinness por presenciar la mayor cantidad de mundiales, finales y partidos de la FIFA.

Garagozzo, quien en vida fue un exitoso arquitecto y dueño de una constructora, tenía 66 años de edad. De acuerdo con El Pitazo, tuvo un Accidente Cerebro Vascular (ACV) a mediados de 2019 y se mantenían las secuelas. En septiembre de 2020 había sufrido otro ACV.

El barquisimetano asistió a diez mundiales de la FIFA, desde España 1982 hasta Rusia 2018. Hasta el año 2017 acumulaba 144 horas y 225.669 kilómetros de recorrido, equivalente a 5.5 vueltas al mundo.

Para ser reconocido por la organización Récord Guinness presentó más de 500 evidencias, como las copias de sus entradas originales, boletos de aviones, declaraciones de testigos, copias de los sellos en su pasaporte, fotografías y videos.

El venezolano asistió a 89 encuentros de torneos FIFA; 71 de ellos los validó Guinness y fueron suficientes para superar el récord de esa categoría, que era de 50. Los otros dos récords fueron presenciar siete finales del mundo y los diez mundiales a los que asistió.

Para costearse el viaje al Mundial de España 1982, Garagozzo contó a La Vida de Nos que vendió a escondidas una camioneta que le regaló su padre. Lo hizo ante la incredulidad de su esposa, que pocos meses antes había dado a luz a su primera hija.

Confesó que, cuando regresó de ver su primer Mundial, su padre estuvo tres meses sin hablarle y su esposa lo obligó a dormir en otro cuarto por dos meses. Admitió que sus tres hijas —todas adultas— no compartieron su pasión. Su nieto tampoco.

Garagozzo, quien jugó fútbol en su juventud, fue un empresario que trabajó por el balompié venezolano. De he hecho, estuvo detrás de la construcción del Estadio Metropolitano de Lara, destinado para la Copa América de Venezuela 2007. Todo ese esfuerzo invertido lo condujo a la ruina, relató, puesto que el gobierno de Hugo Chávez le quedó debiendo 2.000.000 de dólares.

Independientemente de que la Vinotinto nunca participó en un Mundial de mayores, el hombre de los tres récords Guinness solía ondear la bandera tricolor en cada partido que presenciaba desde el estadio. Su meta era ser miembro honorario de la FIFA.

El fanático en presenciar la mayor cantidad de Copas del Mundo no era alemán, inglés, argentino ni brasileño, sino venezolano. Pese a que la vida no le alcanzó para llegar a Catar 2022, Hely Garagozzo dejó un legado que quedará enmarcado en la historia del deporte rey.

 eldiario.com

Compartir:

SIGUENOS EN GOOGLE NEWS

Para combatir la censura en otras redes te invitamos a suscribirte a nuestro nuevo canal de Telegram

SUSCRIBETE A REPORTE CONFIDENCIAL EN TELEGRAM

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia, Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea Aceptar