Presión externa y «errores» propios redujeron letalidad de FAES en 2020

Los informes de la Alta Comisionada para los Derechos Humanos de la ONU,  junto con el de la Comisión de Determinación de Hechos, unido a «errores» en varios procedimientos redujeron la actividad de las FAES, sobre todo en el último trimestre del año

@xabiercosco


Las Fuerzas de Acciones Especiales de la Policía Nacional Bolivariana dieron muerte a 635 personas durante el año 2020, 598 personas menos que el año precedente, todo ello debido a la presión que para el gobierno significaron los informes de la Alta Comisionada para los Derechos Humanos y el de la Comisión de Determinación de los Hechos de las ONU, unido a  que en algunos procedimientos dieron muerte a gente con dolientes dentro del gobierno de Maduro.

Las estadísticas recopiladas de diversos medios web  venezolanos dieron cuenta de una reducción significativa de la actividad de las FAES en el último trimestre de 2020, luego de que se produjeran abusos en sus procedimientos que generaron la intervención del fiscal designado por la Constituyente, Tarek William Saab y de las denuncias de funcionarios de las Naciones Unidas. 

Mientras entre enero y septiembre las FAES dieron muerte a 606 personas, para un promedio mensual de algo más de 67 muertos por mes, en el último trimestre del año ese promedio fue de 9 personas muertas al mes. 

FAES

 

Los «errores»

La explicación a esta reducción son tres “errores” en su actuación y los informes internacionales. Uno de estos “errores” lo cometieron  el 11 de junio de 2020, cuando cerca de la una de la madrugada, un grupo de funcionarios de las FAES, se hicieron presentes en el sector La Cruz, en la carretera vieja Caracas-La Guaira, y dieron muerte a cinco personas, entre ellas a Wilmer Yanez.

 La versión oficial no difirió en nada del resto de las explicaciones que remite este cuerpo policial a los medios de comunicación. Se trató de un enfrentamiento donde cinco supuestos delincuentes resultaron muertos.

Al parecer, los integrantes de las FAES no sabían que Wilmer Yánez era escolta de la, para el momento, ministra de Prisiones Iris Varela, lo que provocó que la funcionaria exigiera una investigación, algo que fue aceptado, con inusitada prontitud, por el fiscal general designado por la ilegal constituyente Tarek William Saab. Días después anunció la detención de los funcionarios responsables.

El 21 de agosto de 2020, los integrantes de las FAES incurrieron en otro “error”. Ese día en Cabimas, estado Zulia, en la estación Guacamaya TV, le dieron muerte a  Andrés Eloy Nieves Zacarías y Víctor Torres, el primero camarógrafo, el segundo hijo del dueño de de la planta de televisión.  Nieves era también militante del Partido Socialista Unido de Venezuela, lo que provocó la reacción del fiscal impuesto por la ANC, cuyo despacho pidió la detención de seis agentes de las FAES. 

Lea también: Con armas de guerra, funcionarios de las FAES amenazan y arremeten contra civiles en Táchira

Un tercer incidente, que se saldó sin víctimas, ocurrió también en el estado Zulia el 16 de noviembre de 2020, cuando funcionarios de las FAES se presentaron en la hacienda de Américo Ledezma, ubicada al sur del Lago de Maracaibo, obligando a los trabajadores presentes a cavar un profundo hueco que algunos especularon tenía como fin ser la tumba de algunos trabajadores de la finca.

Esta acción policial llevó al fiscal Tarek William Saab a pedir la detención de los agentes involucrados y a afirmar que “no entiendo qué es lo que está pasando con las FAES”. Estos tres hechos fueron un duro golpe para la credibilidad de ese cuerpo de élite policial de cara a los venezolanos.

En la mira de la ONU

La alta comisionada para los Derechos Humanos de las Naciones Unidas, denunció la actuación de las FAES en Venezuela y le pidió al gobierno de Maduro su disolución en varias ocasiones. La respuesta que obtuvo de parte del propio Maduro fue de más respaldo para este cuerpo policial.

La posición de la Alta Comisionada para los DDHH fue reiterada en tres informes ofrecidos durante 2020, lo que se unió al informe de la  Misión Determinación  de los Hechos, en el que se afirmó que las autoridades de seguridad venezolana han cometido crímenes de lesa humanidad.,

De estos crímenes, la Misión de Determinación de los Hechos hizo responsables a Nicolás Maduro y los generales Vladimir Padrino López y Néstor Reverol, quienes para el momento del informe se desempeñaban como ministros de la Defensa y Relaciones Interiores.

 “Funcionarios de la FAES-PNB dijeron a la Misión que era una práctica común encubrir los asesinatos plantando armas para simular “enfrentamientos”, un proceso al que los funcionarios de la FAES se refieren como sembrar “semillas”, dice el comunicado del ente de la ONU.

Para Alí Daniels, director de la ONG Acceso a la Justicia la reducción en el número de muertos “más bien confirma que las FAES actúan de manera orgánica y no que son excesos de un funcionario individualmente considerado. Hay una actuación estructural para violar los DDHH, que ahora se está inhibiendo por la presión internacional”.

Marino Alvarado de Provea, director de Provea, coincide con Daniels y afirma que “es una política de Estado. No solo del Poder Ejecutivo, hay complicidad de la Fiscalía y Defensoría. Se alienta desde los altos funcionarios incluyendo a Maduro. Una política de mano dura, donde se pretende que con terror se amilana la delincuencia y no ha funcionado».

El 2020 en números

La forma de actuar de las FAES durante 2020 no se diferencia en nada de lo ocurrido el año precedente, excepto en la cantidad de personas muertas. Los procedimientos utilizados fueron los mismos, los objetivos similares y las denuncias de los familiares y vecinos idénticas a las de 2019. Su principal centro de operaciones son las barriadas donde habitan los pobres en las ciudades y pueblos de Venezuela y algunas áreas rurales.

Este año, los diferentes medios de comunicación reflejaron las denuncias de 103 personas, cuyos familiares o vecinos aseguraron  que habían sido detenidos vivos, pero luego aparecieron muertos. Públicamente, el fiscal designado por la Constituyente, se pronunció en dos casos, lo que suma siete personas, el 6,7% del total. El Distrito Capital y el estado Lara concentraron casi el 70% de las ejecuciones.

FAES

 

 

 

Por entidades, Lara volvió a ser el estado donde las FAES provocaron más muertes, seguido por el Distrito Capital y Zulia. Este cuerpo policial provocó muertes en todos los estados con la excepción de Amazonas y Cojedes.

FAES

Se mantuvo la constante, que se repite en casi todos los casos, en que no hay personas que sobrevivan a los supuestos enfrentamientos, ni siquiera las que son trasladadas a los hospitales, todas ellas terminan muriendo.

Otras constantes que se mantuvieron durante 2020 es que la abrumadora mayoría de las personas muertas son hombres, hubo dos mujeres en el total de 635 fallecidos; que eran personas jóvenes, el promedio de edad era de 28,39 años, tomando en cuenta que se pudo conocer la edad de 228 de los muertos. En los 462 supuestos enfrentamientos se produjo la muerte de 3 agentes de las FAES.

Por: Tal Cual Digital
Fecha de publicación: 2021-01-30 14:00:07
Fuente

Compartir:

SIGUENOS EN GOOGLE NEWS

Para combatir la censura en otras redes te invitamos a suscribirte a nuestro nuevo canal de Telegram

SUSCRIBETE A REPORTE CONFIDENCIAL EN TELEGRAM

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia, Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea Aceptar