Cuando pase la noche y salga el sol

Caracas / Carlos Canache Mata.- La dictadura no cesa de arropar con sus sombras cualquier espacio donde pueda respirar la libertad, además de haber destruido el piso, las paredes y el techo de la economía nacional.

Lea también: Activistas participarán en manifestación a favor de las armas en Virginia tras asalto al Capitolio

La última hazaña de los usurpadores del poder acuartelados en Miraflores, en su propósito de administrar el silencio y ahogar la información que puedan recibir los venezolanos, ha sido la más reciente violación de las libertades de expresión y de prensa, al agredir el canal internacional de noticias VPITV y los portales web de Panorama, Radio Fe y Alegría, diario Tal Cual, El Pitazo, Efecto Cocuyo y Caraota Digital, allanándolos y decomisándoles equipos. Los héroes del ataque cibernético, como instrumentos de ejecución, fueron Conatel, la entidad reguladora de telecomunicaciones, y el Seniat, la entidad de recaudación de impuestos. Por falta de papel y otros insumos, quedan pocos periódicos impresos que no se han visto obligados a mutar al formato digital, a lo que se suma que sólo el 7,7% de la población del país tiene acceso a internet. Solo Cuba, en la región, supera el prontuario liberticida de los causahabientes del fallecido “comandante eterno”.

Traspasando las fronteras, han llegado las críticas y protestas, de relevante importancia, desde el exterior. La Alta Comisionada para los Derechos Humanos de la ONU, Michelle Bachelet, alzó la voz: “Observamos restricciones a la libertad de expresión. Esto incluye la aplicación de la legislación en contra del odio. Ataques contra defensores de DDHH y agresiones y detenciones de periodistas”. Y la Sociedad Interamericana de Prensa (SIP), a través de su presidente, Jorge Canahuati, expresó: “Aunque estemos acostumbrados a la barbarie del régimen contra la libertad de prensa, no podemos dejar de condenar esta nueva ola de agresiones y ataques del gobierno venezolano con la intención de seguir silenciando a medios y periodistas independientes”.

Dije, líneas arriba, que el edificio de la economía venezolana se ha desplomado –destruidos piso, paredes y techo-, lo que trataré con más detenimiento en otra ocasión para cerrar esta breve reflexión, me limitaré a citar un párrafo de la fresca Exhortación Pastoral del Episcopado Venezolano, de recientísima fecha, 11 de este mes de enero, que reza así: “Además, es notorio cómo se ha deteriorado la calidad de vida, educación y salud, y servicios básicos; padecemos una inflación indetenible y una devaluación que ha empobrecido a toda la población. Todo esto ha llevado al aumento de la migración forzada, que en vez de ser protegida, es objeto de vejación por los agentes policiales y militares a lo largo del camino. Esta migración es la prueba más evidente del gran fracaso de las políticas públicas (económicas y sociales) ejecutadas por el Gobierno”.

Solo diré que este horror, que este tenebroso paisaje que enceguece nuestros ojos, va a desaparecer cuando pase esta increíble noche, que ha durado 22 años, y salga el sol.

Por: El Cooperante
Autor: El Cooperante
Fecha de publicación: 2021-02-05 12:50:00
Fuente

Compartir:

SIGUENOS EN GOOGLE NEWS

Para combatir la censura en otras redes te invitamos a suscribirte a nuestro nuevo canal de Telegram

SUSCRIBETE A REPORTE CONFIDENCIAL EN TELEGRAM

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia, Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea Aceptar