#España | El Barcelona vota por la Liga

El Barcelona se llevó la victoria de forma clara frente a Osasuna en El Sadar. Los de Ronald Koeman vencieron 0-2 gracias a los goles de Jordi Alba e Ilaix Moriba, llevándose así el Goya a equipo revelación después de parecer descolgado de la lucha por el título hace unos meses y presentando su candidatura a pelear por la Liga de aquí a final de temporada sin importar lo que pase en el derbi madrileño del domingo.

La remontada pasaba por El Sadar. Después de hacerse con la segunda plaza la jornada pasada y remontar la eliminatoria frente al Sevilla para acceder a la final de la Copa del Rey, las aspiraciones de ganar el título de Liga Santander para el Barcelona pasaban por ganar en Pamplona. Primero tocaba pensar en Osasuna y ya mañana en las elecciones a la presidencia del club azulgrana, donde Joan Laporta parte como el gran favorito. Y después, en el PSG.

Para ello Ronald Koeman salió con dos novedades en el once inicia. Umtiti entraba por el lesionado Piqué y Antoine Griezmann por Ousmane Dembélé. Así, el delantero francés era el acompañante de Leo Messi en la línea más ofensiva y quiénes jugaban al lado del central galo eran Lenglet y Mingueza en el eje de la zaga. Dest y Jordi Alba actuaban como carrileros, Sergio Busquets, De Jong y Pedri aparecían en la medular y la portería tiene un claro dueño: Ter Stegen.

Sacó de centro el Barcelona y pasado el minuto vio como Calleri trató de sorprender a Ter Stegen desde su propio campo con un disparo lejano tras una pérdida tonta de Busquets. El guardameta alemán retrocedió bien y no tuvo problemas para atrapar el chut del argentino. Después del pequeño susto el Barça comenzó a dominar el juego, pero crear grandes problemas debido a lo poblada que estaba la línea más atrasada del cuadro rojillo.

Messi – Jordi Alba S.L.

De hecho, mucho control culé pero las mejores ocasiones eran para los de Arrasate. Ter Stegen tuvo que volar para hacer una palomita espectacular y negarle así el gol a un Kike Barja que se había sacado un tiro colocado desde la frontal del área. Y es que Osasuna defendía bastante bien, dejaba muy pocos espacios para que Messi se sintiese a gusto y trataba de sorprender al contragolpe, algo habitual en los rivales del Barcelona. Los hombres de Koeman se hacían fuertes gracias a los carrileros con Dest y Jordi Alba, pero el equipo rojillo encontraba facilidades para ganarles las espaldas a los laterales.

El primer aviso culé llegó con un centro de Messi que Griezmann no logró conectar bien y pudo atrapar sin esmerarse Sergio Herrera. A la siguiente la historia sería diferente. Pase medido y perfecto de Messi, que desde el centro del campo tiro un pase en profundidad por alto a Jordi Alba, que penetró solo en el área y fusiló al guardameta de Osasuna para abrir la lata a la media hora de juego. El pase, sin duda, ganador del Goya a la asistencia del año. Leo iba apareciendo, pero la respuesta de los locales no tardó en llegar. Cambio de banda de Moncayola a Rubén García, que con su sutil toque deja atrás a Mingueza y soltar un latigazo, solo que esta vez, como no sucediese en la otra portería, Ter Stegen sí pudo detener.

A la vuelta del descanso volvieron los mismos protagonistas salvo Samuel Umtiti, que había recibido amarilla en el primer acto y dejarle en el campo era un acto kamikaze de Ronald Koeman viendo el nivel actual del central. Volvía a la defensa de cuatro y el Barcelona se sintió más cómodo, dominando más y sufriendo mucho menos. A punto estuvo Messi de conseguir el segundo, pero su disparo desde la media luna del área se encontró con los puños de Sergio Herrera.

Moriba entra y sentencia

Tenían el control los azulgranas gracias a las buenas combinaciones de Dembélé y Messi o la movilidad y clase del little Iniesta: Pedri. Se acercaban los culés al área de Osasuna pero no había suerte, como cuando Ousmane se sacó un gran pase para que Frenkie de Jong intentase disparar, pero Aridane se interpuso en su camino. También Messi sacó una falta lateral envenenada que a punto estuvo de colarse en la portería rojilla. En estas Koeman movió el banquillo: Ilaix Moriba y Braithwaite por Sergio Busquets y Antoine Griezmann.

Lo dicho, el Barcelona se sentía cómodo, pero la renta era todavía muy baja. Ya lo ha mencionado Ronald Koeman, que hay que saber manejar el resultado y a punto estuvo de suspender de nuevo el Barça si no llega a ser porque Calleri no giró lo suficiente el cuello para rematar un centro de Rubén García. Respondían los culés volviendo a la carga, pero no terminaba de llegar ese segundo tanto. Ni con un disparo colocado de Pedri ni con un intento de vaselina de Jordi Alba tras un pase excepcional de Messi, ni tampoco con un mano a mano de Leo.

No llegaba hasta el 82′, cuando Ilaix Moriba decidió que ya era el momento de sentenciar el partido. Asistencia de Messi, recorte del canterano y zurdazo colocado a la escuadra desde la frontal del área. 0-2 para el Barcelona y Koeman que agotaba sus cambios dando entrada a Riqui Puig y Junior por Pedri y Jordi Alba. Se consumaron los minutos finales y el marcador no se movió, permitiendo así a los azulgranas sumar otros tres puntos con los que manifiestan claramente que votan por la Liga.

Por: Ok Diario
Autor: Alberto Sarmiento
Fecha de publicación: 2021-03-06 17:49:13
Fuente

Apóyanos Compartiendo :

SIGUENOS EN GOOGLE NEWS

Para combatir la censura en otras redes te invitamos a suscribirte a nuestro nuevo canal de Telegram

SUSCRIBETE A REPORTE CONFIDENCIAL EN TELEGRAM

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.