Cómo arreglar una chaqueta de cuero

Si tienes una chaqueta de cuero y con el uso se te ha estropeado, estás de suerte. Si ya sabes algo tan básico como coser un botón, ahora  a lo largo de este artículo vamos a mostrarte cómo renovarla de forma rápida y sencilla. Además, te enseñamos todos los cuidados de una chaqueta de cuero para devolverle su brillo y rejuvenecerla.

Trucos caseros para arreglar una chaqueta de cuero

1. Como hidratar y ablandar el cuero de tu chaqueta

En caso de que el problema de tu cazadora de cuero sea que ha perdido brillo e hidratación, una manera eficaz de ablandar el cuero de nuevo es utilizar aceite de oliva. Es cierto que lo ideal sería usar aceite de castor, pues es perfecto para renovar cualquier prenda de cuero, pero es muy caro y difícil de adquirir.

Los cuidados de una chaqueta de cuero son fundamentales para evitar que se estropee. Por lo tanto, lo primero que debes hacer es colocarla sobre una superficie plana y cepillarla utilizando un cepillo de cerdas finas para eliminar los restos de suciedad. Si la chaqueta está muy sucia, lo mejor será realizar un lavado en seco.

Sé muy cuidadoso al pasar el cepillo y, cuando termines de limpiar la chaqueta, impregna un paño con un poco de aceite de oliva. Comienza pasándolo por las mangas poco a poco hasta conseguir que el cuero se hidrate y se ablande de forma paulatina.

No es necesario poner mucho aceite, con un poco es suficiente. Verás como el cuero comienza a brillar, así que repite este método por toda la superficie de la chaqueta. Cuando toda la chaqueta quede humectada con el aceite estará restaurada, y sin gastar grandes sumas de dinero en productos costosos.

Si te has excedido sin querer y la chaqueta tiene mucho olor a aceite, debes eliminar el exceso con un paño seco. Una vez que la cazadora quede hidratada, puedes rociarla con tu perfume habitual, esto ayudará a eliminar el olor a aceite. Después, deja que se vaya secando de forma natural y sin exponerla directamente al sol.

Con estos cuidados de una chaqueta de cuero conseguirás que recupere casi todo el brillo que tenía al principio. Con este método también puedes conseguir ablandar el cuero de tu chaqueta, pero tardarás algo más de tiempo en notar cómo recupera su flexibilidad.

En cualquier caso, si esta forma de arreglar una chaqueta de cuero no te acomoda, siempre puedes utilizar un acondicionador especial para cuero. Pero si observas que está resquebrajada o tiene arañazos, descubre los siguientes trucos caseros para arreglar una chaqueta de cuero.

2. Restaura y personaliza tu chaqueta de cuero con parches

Puede ser que tu cazadora de cuero haya sufrido un enganche y se haya rajado, en cuyo caso tendremos dos opciones: llevarla a una peletería, costurero o zapatero, o repararla nosotros mismos siguiendo unas indicaciones muy simples.

Lo primero que debemos hacer es medir la rotura de la chaqueta, coserla si es muy grande y ponerle un parche autoadhesivo encima de la costura. Podemos encontrar parches personalizados de diferentes tamaños y colores, y son muy sencillos de utilizar.

Solo tienes que despegar la parte trasera del parche y ponerlo sobre la superficie a reparar. Pero debes limpiar bien la zona con un paño limpio antes de colocarlo, así te asegurarás de que no hay grasa ni polvo.

Antes de proceder a colocar el parche para arreglar una chaqueta de cuero, debes saber que los parches son autoadhesivos, por lo que no hace falta utilizar pegamento ni herramienta alguna. Simplemente despega la lámina protectora de la parte posterior del parche y colócalo sobre la superficie a tratar.

Puesto que el adhesivo es bastante potente, debes colocarlo sobre la chaqueta de cuero de forma rápida. Asegúrate también de que queda bien centrado y aprieta muy bien, incluso puedes colocar algo de peso encima para cerciorarte de que está bien pegado. Déjalo al menos 24 horas, pues cuanto más tiempo pase, mejor se pegará el parche.

3. Como reparar una chaqueta de cuero pelada o con raspaduras

Es posible que, a pesar de seguir todos los cuidados de una chaqueta de cuero, acabe con raspaduras por el uso y pueda seguir pelándose sin remedio. Para solventarlo, vamos a necesitar pintura textil, ya que es muy resistente y no se cae ni se elimina con agua.

Además, cuando esta pintura se seca no queda dura, permitiendo que el cuero se mueva con facilidad, por eso es tan importante que sea de este tipo. Y lo único que tenemos que hacer es pintar la chaqueta con un pincel de cerdas finas sobre las raspaduras.

Si en lugar de raspaduras tiene grietas más grandes, será algo más complicado arreglar una chaqueta de cuero. En primer lugar, necesitarás acetato de polivinilo, un adhesivo muy potente y eficaz para este tipo de trabajos. Asegúrate de que entra en todas las grietas y déjalo secar un rato, aplicando varias capas en caso de que fuese necesario, pero deja secar entre capa y capa.

Cuando las grietas estén selladas, pon una capa de pintura textil y deja que se seque. Por último, recuerda limpiar los excesos del acetato con un paño, verás como arreglar una chaqueta de cuero no es tan difícil y queda renovada por completo.

Con todos estos trucos caseros para arreglar una chaqueta de cuero podrás restaurar y recuperar cualquier cazadora de forma fácil y económica. Porque los cuidados de una chaqueta de cuero son fundamentales para disfrutar de ella durante años. ¿A qué esperas para ponerlos en práctica?

El Español

Por: Reporte Confidencial

Apóyanos Compartiendo :

SIGUENOS EN GOOGLE NEWS

Para combatir la censura en otras redes te invitamos a suscribirte a nuestro nuevo canal de Telegram

SUSCRIBETE A REPORTE CONFIDENCIAL EN TELEGRAM

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.