¿Cómo evitar el acné causado por la mascarilla de forma natural?

Con la expansión de la pandemia de la Covid-19, la mascarilla se ha convertido en un complemento indispensable (y, en algunos países, obligatorio) en el atuendo de nuestro día a día. Sin embargo, los expertos en dermatología advierten de que el uso frecuente de la mascarilla puede provocar irritación de la piel de la cara y la aparición de diversas reacciones como acné o pequeños granos.

Con ello, en la actualidad ha surgido un nuevo término, el «maskne», que hace referencia al acné que aparece en la cara por el uso de la mascarilla y su correspondiente fricción constante sobre el cutis. Y es que el constante contacto de las mascarillas contra nuestra piel provoca micro-desgarros, facilitando así la entrada de bacterias y suciedad hasta obstruir los poros.

En este artículo trataremos de dar respuesta a todas las dudas de nuestras usuarias, especialmente a aquellas que se han visto afectadas por este fenómeno y que se preguntan qué es y cómo se puede combatir el maskne de forma natural. ¡Sigue leyendo!

¿Por qué afecta el uso continuo de mascarilla a la piel?

La fricción de la mascarilla sobre la piel, las altas temperaturas, la acumulación de humedad en la zona tapada… Estos son algunos de los motivos por los que nuestra piel se daña y reacciona con brotes de acné, irritación o rojeces. Por ello, se ha creado el término «maskne», algo que viene a referirse a «acné enmascarado» debido a las reacciones que surgen en la zona tapada (mentón, mejillas y labio superior).

Asimismo, respirar dentro de una mascarilla crea un ambiente cálido y húmedo que provoca la acumulación de aceite (grasa), sudor y bacterias en esta zona de la cara. Teniendo en cuenta que las mascarillas están diseñadas para bloquear cualquier germen, este contraste entre humedad y calor causa un daño importante a la piel.

¿Cómo cuidar de la piel con el uso de la mascarilla para evitar el «maskne»?

Un aspecto importante que conviene tener en cuenta a la hora de combatir el «maskne» es la higiene facial, incluyendo siempre una rutina de limpieza profunda y la aplicación de una mascarilla casera y natural para la cara en la medida de lo posible. Además, hay una serie de pasos que puedes seguir para evitar o reducir los brotes de acné causados por el uso frecuente de la mascarilla. Toma nota:

1. Considera el tipo de mascarilla que usas

Solo tú misma puedes juzgar la relación entre el tipo de material de tu mascarilla con el nivel de protección que te brindará. No obstante, los dermatólogos sugieren el algodón 100%, puesto que es una muy buena opción para que la piel respire mejor. Además, a medida que aumente la temperatura y sudes más, deberás mantener limpia la mascarilla o usar una nueva.

2. Realiza una rutina de cuidado de la piel con más frecuencia

Muchas de nosotras usamos demasiados productos de belleza, por lo que el uso de la mascarilla puede ser una buena excusa para readaptar la rutina de cuidado de la piel que incluya un jabón para pieles intolerantes o un  limpiador suave sin jabón y, a poder ser, elaborado con ingredientes naturales. También es recomendable mantener la hidratación de la piel tras haber usado este tipo de protección aplicando tu crema facial de confianza.

3. No te apliques maquillaje (al menos temporalmente)

Si sudas mucho en la zona tapada por la mascarilla, es conveniente aplicar un limpiador suave o lavar la zona con agua micelar cuando te la quites. Evita maquillarte durante un tiempo para que la irritación desaparezca o, al menos, trata de no hacerlo en la zona cubierta. Recuerda que puedes elaborar tu propio desmaquillante casero con ingredientes naturales.

4. Usa productos con «efecto barrera»

Si quieres proteger la piel de tu cara u orejas de los roces que provoca la mascarilla, puedes utilizar productos que hagan un «efecto barrera» sobre la piel. Por ejemplo, puedes aplicar vaselina sobre la piel antes de colocarte la mascarilla, puesto que este ingrediente garantiza un efecto oclusivo frente a las posibles reacciones que pueda provocar su material. Descubre otros usos cosméticos de la vaselina que te pueden interesar.

5. Consulta con tu médico si la reacción empeora

Algunas personas sufren eccemas al retirarse las mascarillas debido a la presión de las mismas. También hay quien muestra inflamación o heridas secundarias tras el uso de la mascarilla. En estos casos, es conveniente consultar con tu médico o dermatólogo para que te recete una crema antiinflamatoria o un corticoide tópico durante unos días.

800Noticias

Por: Reporte Confidencial

Apóyanos Compartiendo :

SIGUENOS EN GOOGLE NEWS
SUSCRIBETE A REPORTE CONFIDENCIAL EN TELEGRAM
O Unete a nuestro grupo de Whatsapp
Banner el chino escritorio
Banner Telefonos El chino

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.