Carlos Tovar, el venezolano que espera a su madre para salvar su vida

Como millones de jóvenes Carlos Tovar huyó de la crisis de su país en el año 2016, y se aventuró hacia Buenos Aires para buscar nuevas oportunidades que le brindaran un mejor futuro. Pero el pasado 7 de junio su vida cambió por completo, cuando recibió un diagnóstico que nunca hubiese querido oír.

A sus 25 años fue diagnosticado de leucemia aguda de fenotipo mixto, y hoy su vida pende de un hilo. Mientras espera un trasplante, su opción genéticamente más segura, su madre, no puede ingresar a territorio argentino por las restricciones impuestas en el marco de la pandemia.

Ahora es noticia: La historia de Javier: Un sueño sobre ruedas, la pandemia de por medio y la decisión de volver a casa

Es hijo único y su madre, la señora Ninfa, quien también cumple el rol de padre; será quien donará parte de su médula ósea para superar este tormentoso momento. Sin embargo, aunque hicieron la solicitud pertinente a las autoridades y cumplen con todos los requisitos exigidos por migraciones Argentina, hasta el momento de esta nota no se le ha permitido la entrada al país.

Una esperanza con 50 % de probabilidades

La decisión de traer a su madre desde Venezuela fue, principalmente por la recomendación de los médicos, que ante la ausencia de donantes que sean compatibles, sugirieron que su progenitora viaje hasta Buenos Aires para que sea ella quien le dé la oportunidad de avanzar. De lo contrario, tendrá que volver a recibir los ciclos de quimioterapia que cada vez deterioran más su cuerpo.

Según explicó Rafael Monsalve, presidente de la Asociación de Venezolanos en el Oeste (AVZO), tras el diagnóstico, existe una
probabilidad del 50 % que sus familiares directos sean compatibles, en este caso su madre. «De lo contrario hay que esperar y rezar que aparezca un donante. Si no hay un donante a tiempo, la única herramienta de los médicos es tratar de controlar la enfermedad con más quimioterapias».

Una autorización que no llega

Por la urgencia de la situación, desde el pasado 23 de julio, la madre venezolana cuenta con el boleto de la aerolínea Aeroméxico, pero la espera los mantiene en incertidumbre. «Ya han hecho tres reprogramaciones, ahora dicen que para el primero de septiembre, pero necesitamos que el ANAC autorice la entrada de este vuelo para que Carlos pueda salvar su vida, por eso hacemos el llamado a la directora de migraciones para que se avoque al tema», expresó Monsalve.

Son muchos los ciudadanos varados o con problemas para el ingreso a territorio argentino. Son 2.300 los vuelos permitidos por día en el país sureño, pero la lista de vuelos reprogramados desde meses anteriores cada vez crece más.

Muchos que viajaron por turismo, otros por trabajo, por diligencias o como esta familia, que ha hecho todo el esfuerzo de comprar este boleto que sería el pase de vida para este joven.


Fuente

Apóyanos Compartiendo :

SIGUENOS EN GOOGLE NEWS
SUSCRIBETE A REPORTE CONFIDENCIAL EN TELEGRAM
O Unete a nuestro grupo de Whatsapp
Banner el chino escritorio
Banner Telefonos El chino

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.