Banner por encima de la noticia – Escritorio

la historia de venezolanos que llegaron a Argentina en cuarentena

Muchos pueden llegar a pensar que con la pandemia se detuvo la ola de migración de venezolanos. Sin embargo, nada más alejado de la realidad. Aún con todas las adversidades, la necesidad los llevó a tomar rumbo hacia Argentina.

Lo duro de emigrar en pandemia: la historia de venezolanos que llegaron a Argentina / referencial

Muchos llegaron de otros países de la región, tras haberlo perdido todo en la cuarentena: trabajo y los pocos ahorros que tenían. Otros, decidieron buscar un mejor rumbo, por el miedo a los brotes de xenofobia que se incrementaron en los últimos meses.

Ahora es noticia: La historia de Elan, el venezolano que conquistó Argentina con el arte en tazas de café

En el momento más duro, muchos venezolanos tomaron rumbo hacia Argentina

En un reportaje realizado por la periodista argentina Carolina Amoroso para TN, venezolanos relataron lo duro de este camino. Llegaron al país sureño después de todo un calvario que les tocó vivir, sin ropa para cubrirse del frío del invierno, pero con la esperanza de encontrar un mejor futuro para sus hijos.

“Llegamos en enero junto a mi esposo, mi mamá y mis dos hijos. Estábamos en Ecuador, pero es difícil encontrar oportunidades de empleo y menos a los venezolanos”, contó Arisdona Idrogo.

Además aseguró que viajar en el contexto de la pandemia resultó mucho más complejo, pues a su juicio, se han triplicado los riesgos a los que se enfrentan los migrantes. “La estabilidad emocional de mis hijos vale todos los esfuerzos que uno haga. No quisiera volverlos a exponer a volver a emigrar”, expresó.

Los riesgos y miedos de transitar las carreteras hasta pisar suelo argentino

Dubraska Serrano es otra de las venezolanas que junto a su esposo y bebé decidió tomar este camino, el transitar las carreteras de la región para finalmente llegar a suelo argentino, aún con los riesgos que esto implicaba. Su mayor temor era ser deportada o que no le permitieran el ingreso al país sureño. Entre lágrimas confiesa “pasé muchas cosas para llegar aquí… Vives con el riesgo y el miedo de que pueda pasar lo peor, vives rezando y pidiéndole a Dios que no te paren, que no pase nada en el camino y que te dejen pasar”.

Contó que en su paso por Bolivia querían deportar a todos los venezolanos y ese fue el momento que más temor sintió. No paraba de llorar de la desesperación, porque ya les faltaba poco para lograrlo, pero se convirtió en el recorrido más largo que vivieron.

La migrante salió de Venezuela cuando su bebé tenía seis meses de nacido. Llegaron a la frontera con Colombia, sin dinero y sin saber a dónde ir. El llanto se hizo presente, hasta que lograron conseguir dinero prestado para hacer su primera parada en Perú. “Luego seguimos a Ecuador, nos fue un poco mejor hasta que llegó la pandemia. No teníamos dinero para pagar el arriendo, no teníamos para comer. Me puse a lavar carros, a limpiar casas para poder reunir un poco de dinero y venir a Argentina”, detalló la venezolana.

Huyen de la crisis de Venezuela pero también de la xenofobia de otros países de la región

La mayoría no eligió Argentina como primer destino, pasaron antes por otros países donde no consiguieron las oportunidades para sostenerse o incluso se encontraron con la peor cara de la discriminación.

Después de un calvario, están a resguardo, en Buenos Aires, con el apoyo de fundaciones, organizaciones y compatriotas que les han tendido la mano.  “Siguen llegando gente, siguen entrando venezolanos a nuestra patria. Siempre llegan a la ciudad de Buenos Aires, porque saben que aquí pueden tener más oportunidades de asistencia y trabajo”, destacó el padre Eusebio, de la parroquia Nuestra Señora de Caacupé en la zona de Caballito, que ha sido refugio para cientos de migrantes venezolanos.

“Nos han recibido muchísimo mejor, no han sido discriminatorios” “Es otra cultura, es un país que aceptan a los migrantes”, “yo siento que Argentina es el futuro de mis hijos”, con estas frases los protagonistas de estos relatos agradecieron al país del tango, que ahora es su segundo hogar.

Referencial / Cortesía

Fuente

Apóyanos Compartiendo :

SIGUENOS EN GOOGLE NEWS
SUSCRIBETE A REPORTE CONFIDENCIAL EN TELEGRAM
O Unete a nuestro grupo de Whatsapp
Banner el chino escritorio
Banner Telefonos El chino

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.