Banner por encima de la noticia – Escritorio

Cómo depilarse con cera sin dolor

Antes de depilarte, lo primero que debes hacer es exfoliar muy bien la piel para eliminar las células muertas, los restos de cosméticos y cremas, la grasa, etc. Esta limpieza preparará la piel y permitirá que el pelo se agarre a la cera de forma adecuada.

A continuación, tendrás que abrir los poros para que depilarse con cera no sea doloroso. El método más efectivo es el calor y la hidratación, pues una temperatura suave y cálida nos ayudará a relajarnos, pero sin pasarte o comenzarás a sudar. Por ejemplo, puedes poner toallas calientes y húmedas en la zona a depilar unos 30 segundos antes de la depilación. Pero no olvides secar muy bien la zona antes de aplicar la cera para eliminar los restos de humedad.

Otro de los trucos para depilarse con cera en casa en esperar a que el tamaño del pelo sea el adecuado. De este modo, la cera quedará adherida sin problemas al vello y podrás arrancarlo de raíz, por lo que debe tener un tamaño de entre 3 y 5 mm más o menos. En caso de que sobrepase este tamaño, al tirar puedes partirlo, por lo que te aconsejamos que lo cortes hasta dejarlo con esa longitud.

Depilarse en el momento oportuno también es importante, sobre todo en el caso de las mujeres. La razón es que, durante los cambios hormonales ocasionados por la menstruación, la piel estará más sensible y en determinadas zonas como la del bikini la depilación será más dolorosa. Por tanto, para depilarse con cera sin dolor, evita hacerlo durante los dos días anteriores y los dos posteriores al periodo.

Otros consejos para depilarse con cera sin dolor

1. Crea un ambiente agradable y seguro

Para depilarse con cera sin dolor, es muy importante crear un ambiente que nos invite a la relajación. Para ello, puedes utilizar una música relajante, poner velas aromáticas y hacer unos ejercicios de relajación y respiración antes de ponerte manos a la obra.

También puedes realizar un suave masaje relajante, y asegúrate de que nadie entrará en el cuarto donde estés a perturbar ese momento tan íntimo. También debes lograr que circule el aire en la sala, pero evitando las corrientes, sobre todo en invierno. Si sientes frío, los poros se cerrarán y la depilación se complicará.

2. Usa talco para reducir la fricción

Este es uno de los trucos para depilarse con cera en casa empleado por muchas esteticistas para proteger la piel. Solo tienes que espolvorear un poco de polvos de talco sobre la dermis antes de aplicar la cera, pues absorberán el exceso de humedad permitiendo que la cera se adhiera mejor al pelo y no a la piel.

3. Estira la piel

También puedes estirar la piel con la otra mano de forma que quede tirante al depilarse con cera para arrancar con facilidad los pelos de raíz sin tanto dolor. Y al tirar de la cera, hazlo lo más pegado a la piel posible.

4. Aplica presión y no repitas muchas veces en la misma zona

Pon la mano y presiona levemente el área recién depilada para aliviar la piel y reducir la sensibilidad de la zona.

Además, para depilarse con cera sin dolor, intenta no aplicar este producto más de dos veces en la misma zona, o irritarás la piel más de lo normal. Si quedan algunos pelos tras utilizar la cera, mejor que emplees unas pinzas de depilación esterilizadas para eliminarlos.

5. Enfría la zona depilada

Tienes que hacerlo justo después de la depilación y en zonas donde no vayas a aplicar más cera, y es tan sencillo como usar una toalla humedecida con agua fría sobre la piel durante unos segundos. De este modo, la piel se calmará y reducirás la sensación de irritación. Evita usar hielo, está muy frío e irritará la piel.

6. Hazlo poco a poco, pero sin pausa

El último de los trucos para depilarse con cera en casa sin dolor es hacerlo poco a poco y comenzando primero por las zonas más pequeñas. Avanza poco a poco, pero sin pausa, para no alargar la sensación de incomodidad que genera la depilación.

Cuidados para tu piel después de depilarse con cera

El cuidado post-depilación es tan importante como la depilación en sí, y además, también afecta a la velocidad con que volverá a crecer el vello. Para ello, puedes introducir la loción post depilatoria en el frigorífico para que se enfríe un poco y potenciar así su efecto calmante y relajante.

Existen cremas hidratantes post-depilación con aloe vera para calmar las irritaciones y evitar que la piel se reseque al depilarse con cera. Además, los retardadores del crecimiento ayudan a suavizar el vello más grueso, haciendo que futuras depilaciones sean menos dolorosas.

Es importante también que, al menos 24 horas después de la depilación, evites irritar la piel con lociones que contengan alcohol, no utilice ropa ajustada ni te expongas de forma directa a los rayos del sol.

Por último, para depilarse con cera sin dolor tendrás que hacerlo muchas veces, pues cada vez dolerá menos porque el vello crecerá más débil. Ya puedes poner en práctica estos trucos para depilarse con cera en casa, ¡verás cómo funcionan!

El Español

Por: Reporte Confidencial

Apóyanos Compartiendo :

SIGUENOS EN GOOGLE NEWS
SUSCRIBETE A REPORTE CONFIDENCIAL EN TELEGRAM
O Unete a nuestro grupo de Whatsapp
Banner el chino escritorio
Banner Telefonos El chino

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.