Descubre cuál es tu tipo de cabello

Todos tenemos un tipo de cabello distinto, no solo hablamos que sea rizo, lacio, largo o corto. Nos referimos a si lo tienes mixto, seco, normal o graso, es importante aprender a identificarlo para comprar los productos de cuidado apropiado.

Normalmente las etiquetas de los shampoos y acondicionadores indican a qué tipo de pelo está destinado. Pero, seguro te ha pasado que una vez que lo tienes en tus manos, dudas si es el producto que deberías usar.

Para evitar estas dudas, debes definir tú tipo de cabello. Aquí te decimos algunas características de cada uno de ellos.

Tipo de cabello

Normal

Es el más deseado tanto por hombres como mujeres, ya que poseen una imagen atractiva, brillante, sin horquetillas y con movimientos naturales, el cuidado es moderado.

Para este tipo de cabello se recomienda evitar el uso reiterado de champús y productos capilares demasiado agresivos.

No tiene que lavar el pelo con agua muy caliente, y evitar, a la hora del secado, el aire excesivamente caliente del secador. Las puntas es mejor que las dejes secar al aire libre, para que no se resequen. Es fundamental que elija los productos específicos para este tipo de pelo.

Cabello seco

Es seco porque la glándula sebácea no lo lubrica suficientemente. Este tipo de cabello es opaco, reseco y se deshidrata, suelen romperse con facilidad debido a la falta de elasticidad, posee un Ph mucho más ácido que el del pelo normar y carecen de humedad.

Para mantenerlo sano se debe hidratar constantemente y restaurarle su falta de grasa por medio de la utilización de bálsamos. Le aconsejamos lavarlo cada tres días como máximo, con un champú neutro y un buen acondicionador.

Cabello graso

Son los más brillantes pero esto se debe al exceso de grasa; suelen ensuciarse con más facilidad y por eso debe higienizarse con más frecuencia.

Su tratamiento debe hacerse con productos astringentes los cuales disminuyen la presencia de sebo o grasa; se recomienda seguir una dieta libre de grasas saturadas para disminuir los niveles de sebo en el cuero cabelludo.

Conviene que uses un champú específico antigrasa para que regule el exceso de sebo, alternándolo con uno neutro. Tienes que colocar el acondicionador solo en las puntas.

Al lavar el pelo, no frotes demasiado el cuero cabelludo, porque activarías las glándulas sebáceas. Tampoco lo cepilles frecuentemente, mejor usa un peine. Cuando lo seques, usa un difusor y nunca la temperatura más alta del secador.

Mixto

Tiene las mismas características del pelo graso en la raíz, pero las puntas muy secas. Se aconseja utilizar un champú suave y aplicar un acondicionador fuerte solo en las puntas.

No abuses del secador, ni de la plancha para alisar el cabello, ni de la pinza de bucles. Cuando las puntas están muy deterioradas cortarlas es a veces la única solución. Trata de no usar productos con alcohol, porque éste absorbe la poca grasa que las puntas aún conservan.

800Noticias

Por: Reporte Confidencial

Apóyanos Compartiendo :

SIGUENOS EN GOOGLE NEWS
SUSCRIBETE A REPORTE CONFIDENCIAL EN TELEGRAM
O Unete a nuestro grupo de Whatsapp

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.