Interinato se mantiene porque de su estructura viven 1.600 personas que ganan $100 mil anuales

El politólogo Ricardo Sucre dio tres razones por las cuales se mantiene el interinato de Juan Guaidó aunque con una disminución de sus funciones, tras la modificación del  Estatuto que rige la Transición a la democracia ocurrido el pasado 27 de diciembre. La tercera razón, comentó, tiene que ver con que del Interinato viven entre 1.600 y 2.000 personas, con un sueldo anual promedio de unos $100 mi dólares, según sus cálculos.

Así lo declaró a ND vía telefónica, al agregar que el problema fundamental no es que continúe o no el Interinato sino que la estrategia que sigue – la de quebrar a las fuerzas que mantienen al chavismo en el poder – no ha funcionado en 9 años.

«La estrategia que domina la oposición que es la presión y el quiebre: una presión interna y externa para lograr el famoso quiebre de la coalición dominante… A mi juicio, esta es una estrategia errada, que ha sido mal digerida, mal estudiada y mal analizada porque no es una estrategia nueva, sino una estrategia que se está aplicando desde 2013. Ya van 9 años que esa estrategia que tiene como promesa central producir la famosa transición no ha ocurrido ni eso está cerca».

Sobre las razones para mantener el interinato, el experto dio tres. La primera es mantener la esperanza, así tenga poca probabilidad de ocurrir, de lograr el quiebre prometido. La segunda razón es porque no hay  otra opción visible. «Para todo el mundo fue una gran sorpresa que EEUU diga que sigue apoyando el interinato, pero es que no veo que puedan hacer otra cosa. No pueden no apoyarlo porque no le pueden dar a Maduro un trofeo en bandeja de plata».

Y la tercera razón es porque alrededor del interinato se ha creado un ecosistema de miles de personas que viven de eso.

«Todo alrededor del interinato es una forma de vida para mucha gente. No sólo en términos de los que conforman esa estructura. Julio Borges habló de 1.600 personas. Capriles dice que son 2.000 personas, las cifras varían, pero es un grupo importante. Es gente que vive de eso, así que la gran pregunta es: ¿tú vas a dejar 153 millones de dólares -que creo que fue el presupuesto de 2021- en el aire? ¿En la  incertidumbre? ¿Para que el gobierno los tome, para regresar a una  vida previa donde no tenías ese dinero? La respuesta racional y política – porque éticamente es otro debate-  es no».

«Tienes que mantener esa estructura, no solo la presidencia interina vive de eso. Guaidó vive de eso. Su grupo vive de eso. De eso viven portales, viven periodistas,  politólogos, analistas, influencers, famosos, académicos. Eso es un ecosistema que se alimenta de esos 153 millones de dólares, que se alimenta de la expectativa de un control de recursos y esto tienen que mantenerlo porque la otra opción es – vamos a decir – la nada».

A continuación nuestra entrevista:

Como usted lo ve, ¿es bueno o malo que siga el interinato?

– Creo que el problema ya no es tanto la estructura.  Yo no creo que el problema sea si el interinato siga o no, sino que yo siento que es una figura cuya relevancia política no es determinante. Creo que el problema más importante es y bueno si debe seguir o no la estrategia que está detrás del interinato. Ese para mí es el problema, puede haber otra forma, otra estructura, que no se llame interinato, pero sí sigue la misma estrategia, creo que los resultados van a ser los mismos.

– Yo creo que el interinato, bueno por mí puede estar, no puede estar, pero su eficacia política es muy poca y el punto central es la estrategia. Y creo que el problema es la estrategia que domina la oposición,  la de presión y quiebre: una presión interna y externa para que eso produzca el famoso quiebre de la coalición dominante… A mi juicio, esta es una estrategia errada, que ha sido mal digerida, mal estudiada y mal analizada porque no es una estrategia nueva sino una estrategia que se está aplicando desde 2013. Ya son 9 años que esa estrategia que tiene como promesa central producir la famosa transición no ha ocurrido ni eso está cerca.

– Por eso para mí es indiferente si sigue o no el interinato porque su eficacia política no es alta, pero sí creo que es un error persistir en una estrategia que no funciona y que ni siquiera hay sentido crítico de evaluarla, de revisarla, sino que se asume como una verdad absoluta y sin ningún tipo de análisis o de revisión, sino que esa es la verdad y se asume. Ahorita, le tocó al interinato esa estructura, pero en el año 2018 era la abstención, pero en el año 2017, era votar para producir el quiebre; y en el 2015, era votar por la AN; en el 2014 fue la salida y en el 2013, fue la idea de que Chávez al morir pues no duraría mucho el chavismo. En fin eso es una estrategia que va tomando forma, cada cosa que vaya saliendo pues se le atribuye como unos poderes capaces de producir el quiebre, entonces bueno si es la CPI o es Barinas, y después de Barinas será otra cosa; por todo esto, creo que la pregunta sería si la estrategia que ha seguido la oposición desde 2013 es correcta mantenerla, luego de 9 años de que su promesa central no ha funcionado.

– El interinato yo lo veo como una manifestación de esa estrategia, la manifestación de 2019, pero antes hubo otra y posiblemente puede haber otras posteriores al interinato, pero si esa sigue siendo la estrategia, los resultados creo que no serán los que se esperan.

¿Por qué cree usted que sigue el interinato?

– Los motivos para que siga son básicamente tres. El primero va asociado a la pregunta anterior, simplemente una promesa, un deseo de que en algún momento se produzca el quiebre. Entonces, tienes que tener una estructura  que pueda asumir la transición, esa es un poco la lógica, creo que casi toda la oposición, sea interinato o no interinato está allí, por  ese deseo, compraron esa idea  y es una idea que no ha funcionado.

– Una de las figuras que, a mi modo de ver, influye mucho en la oposición que es el padre Luis Ugalde. En la entrevista a El País de España, más o menos comentó eso. El quiebre, la ruptura dentro del gobierno lo sabremos al día siguiente, es decir justamente ese es el deseo, la profecía que se auto realiza, porque en algún momento eso sucederá.

Entonces, esa promesa hace que esa idea persista porque, como te comentaba en la pregunta anterior,  siempre habrá un motivo para pensar que el quiebre va a ocurrir. Si no es la CPI es Barinas, sino es Barinas, será la AN, pero todo se interpreta a la luz de que ocurrirá el quiebre. Todo se remite a la idea de que cayó el Muro de Berlín, cayó la Unión Soviética. Pero hay una suerte de catarsis, de proyección de que eso también pasará.

– Así que, la primera razón simplemente es un deseo. Se mantiene el interinato porque es un deseo, porque es lo que todo el mundo quiere. Es como una gran mentira colectiva que todo el mundo la mantiene; porque aceptar que tienes que revisar esa estrategia porque no ha funcionado en nueve años es una disonancia muy grande y sería para muchos preguntarse: «qué he hecho yo entonces desde 2013 o 2015». Por eso, a veces es preferible seguir creyendo en la mentira.

– La segunda razón es que yo creo que no hay otra opción visible. Para todo el mundo fue una gran sorpresa que EEUU diga que sigue apoyando el interinato, pero es que no veo que puedan hacer otra cosa. No pueden no apoyarlo porque no le pueden dar a Maduro un trofeo en bandeja de plata. Las alternativas no terminan de cuajar, de producirse. Es lo único que está allí, es la única opción que tiene un apoyo de EEUU visible.

– El tercer motivo, que es una cuestión que tiene que ver con las rentas, porque todo alrededor del interinato es una forma de vida para mucha gente. No sólo en términos de los que conforman esa estructura. Julio Borge habló de 1.600 personas. Capriles dice que son 2.000 personas, las cifras varían, pero es un grupo importante. Es gente que vive de eso, así que la gran pregunta es: ¿tú vas a dejar 153 millones de dólares -que creo que fue el presupuesto de 2021- en el aire? ¿En la  incertidumbre? ¿Para que el gobierno los tome, para regresar a una  vida previa donde no tenías ese dinero? La respuesta racional y política – porque éticamente es otro debate –  es no.

– Entonces, tienes que mantener esa estructura, no solo la presidencia interina vive de eso. Guaidó vive de eso. Su grupo vive de eso. De eso viven portales, viven periodistas,  politólogos, analistas, influencers, famosos, académicos. Eso es un ecosistema que se alimenta de esos 153 millones de dólares anuales, y esto tienen que mantenerlo porque la otra opción es vamos a decir la nada.

– Podemos decir que vamos a ponernos en los zapatos de Guaidó y compañía, que somos muy correctos y que vamos a renunciar a 153 millones de dólares, con el cual ya financiamos nuestra vida, y que  vamos a regresar al activismo político en estas condiciones. Pues por supuesto que la respuesta es no. Entonces, esto ya es una estructura que tiene vida propia y que, en un conflicto como el que vive Venezuela, el dinero es importante. Estamos hablando de una estructura que maneja un presupuesto, un presupuesto que si tú calculas los que dicen que están, divides 153 millones de dólares entre eso 1.600, eso te da casi 100 mil dólares anuales por persona; entonces, volvemos a la pregunta: ¿van a renunciar a esto, a cien mil dólares anuales? La respuesta es no.

– El control de activos es relativo porque tampoco hay un ejercicio real. O sea, Guaidó dispone de un dinero, pero quienes deciden sobre ese dinero son otros. La OFAC es la que autoriza en EEUU, el juicio del Banco de Inglaterra no se ha decidido todavía. Hay un reconocimiento de él como figura, pero el tribunal no dice bueno el BCV de Guaidó es el que puede manejar esos recursos.

Que el gobierno se los pueda robar, usar clientelarmente es posible, que el pueblo de Venezuela sea clientelar, bueno, allí está el reto para los políticos. No creo que lo sea, pero ahí está el reto para los políticos. Que se va a malgastar, bueno lo mismo se decía con la vacunación. El control de los activos, creo que es algo más propagandístico, como para mostrar un éxito, más que una realidad porque bueno, por supuesto, el gobierno claro que quisiera tener el control del oro, pero no por eso, el gobierno deja de hacer lo que va a hacer. Se sigue moviendo, avanza, así que creo que este no es un obstáculo insalvable para el gobierno interino.

– Es relativo justificar todo esto solo por el control de los activos, para que no se los roben.

Vente Venezuela e Juan Ignacio Hernández han rechazado la continuidad de la AN/2015, pero ¿qué pasaría si no tiene esta figura? ¿Desaparecería la imagen de Guaidó como presidente encargado sin la AN/2015?

– Los rechazos son por motivos distintos. Claro, no sabemos realmente qué se aprobó el lunes. Ha salido la propuesta del abogado de Guaidó (Enrique Sánchez Falcón, Procurador Especial) pero por la opacidad y la poca transparencia que hay en la AN/215 no se sabe. Pero, los rechazos son por motivos distintos.

– Vente rechaza porque dice que esa estructura no cumplió con su fin,  que es la posición de MCM y de todo ese grupo que piensa que el interinato tenía que ser para pedir el Tiar, para pedir la intervención humanitaria y como no lo hizo, eso ya no se justifica porque ya eso es cohabitar.

– Pero el rechazo de Juan Ignacio Hernández es por otro motivo, porque lo que se aprobó o lo que se dice que se aprobó reduce mucho las actividades del interinato. No es la propuesta de Sánchez Falcón la que se aprobó, que de alguna manera le daba plenos poderes al interinato, con la excusa de que no se ha logrado el cese de la usurpación porque el poder lo tiene la AN.

– Entonces, el rechazo tiene diferentes motivos, pero vamos a ver qué pasará este 30de diciembre que es la última discusión. Yo lo que pienso es que Guaidó ha jugado muy hábilmente, porque no se ha comprometido con ninguna propuesta. Uno sabe que la propuesta es la de Sánchez Falcón, pero fíjate que esa propuesta la presentó una instancia que llaman Procuraduría, pero no Guaidó.

– Por esto, creo que Guaidó sabe que efectivamente sus apoyos internos no son fuertes, y no se puede comprometer con una propuesta porque quedaría derrotado. Por tanto, él se mueve como por encima de todas esas diferencias y bueno la impresión que yo tengo es que piensa que vamos a ver qué pasa, cómo se da esa discusión interna que no lo sabemos cómo será.

– Pero ahorita es un agarrando aunque sea fallo, es decir, creo que las dos opciones que tiene Guaidó de se apruebe o no se apruebe, de alguna manera tomar una posición frontal contra la propuesta de PJ o lograr un interinato más disminuido, pero interinato al fin, que igual tendrá su presupuesto, lo racional, más allá de lo ético, es lo que hizo felicitar la decisión de la extinta AN de que continúe el interinato; porque al fin y al cabo es lo simbólico.

– Yo siento que él se ha movido hábilmente, de estar por encima  del bien y el mal. Por supuesto, no es lo mismo  muy interinato como con muchas competencias o atribuciones como uno  como atribuciones delimitadas, pero esa ya es la discusión que se dará el 30.

¿Al venezolano le interesa si el interinato sigue o no?

– Siento que el venezolano de a pie está como muy distante de todas las cosas de los políticos, o sea, el tema del interinato es un tema que le interesa a los cercanos, promotores, a los que están en contra, es básicamente lo que se ve en Twitter. Su interés está allí.

– Fuera, la opinión pública ahorita tiene una opinión muy negativa de la política, incluso tú puedes ver la respuesta de los tuits y el interinato tiene un grupo leal de esa idea, pero también tiene una opinión muy negativa porque sienten que ya es corrupción o lo que llaman cohabitación, piensan que el interinato es una figura que no va a cambiar nada en su vida  y no cumplió lo que prometió.

– Ahorita muchos ven que el interinato y la oposición han hecho una suerte de acuerdo secreto con el gobierno para cohabitar a cambio de dinero. Creo que la gente siente que esa figura no funcionó y simplemente lleva su vida y ha logrado avanzar con su esfuerzo, con sus propias actividades.

– El debate sobre este tema ya es de un público muy selecto, muy reducido, pero siento que al gran público no le interesa ese tema, siente que son cosas de los políticos, que se están repartiendo el dinero o la renta; pero no siente que es un tema que afecte su vida. Lo ve como bueno una instancia que tuvo una oportunidad, que la perdió, que no estuvo la altura y que simplemente, ahorita se mantiene porque hay un negocio allí.

Por: Noticiero Digital
Autor: Anaisa Rodríguez
Fecha de publicación: 2021-12-29 21:45:53
Fuente

Apóyanos Compartiendo :

SIGUENOS EN GOOGLE NEWS
SUSCRIBETE A REPORTE CONFIDENCIAL EN TELEGRAM
O Unete a nuestro grupo de Whatsapp

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.