Tras un año de la intervención de la Cota 905 «Vampi» y «Garbis» siguen prófugos

1426178

Este 7 de julio se cumplió un año del inicio de la Operación Gran Cacique Guaicaipuro ejecutada por autoridades militares y policiales para desmantelar una agrupación criminal sin precedentes en el país: la megabanda del «Koki«, «Vampi» y «Garbis».

La intervención comenzó en la Cota 905, centro de operaciones de los cabecillas que además de dedicarse al secuestro, extorsión y narcotráfico, según las autoridades, esparcieron el miedo en Caracas por los constantes tiroteos que paralizaban la ciudad.

El director del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (Cicpc), comisario Douglas Rico, recordó el inicio de la movilización policial a través de una publicación en su cuenta de Instagram, en la que hizo referencia al rescate de 112 personas que, durante la primera semana de julio de 2021, quedaron atrapadas en uno de los túneles de El Paraíso, luego de que integrantes de esta megabanda tomaran la vía para enfrentarse contra comisiones policiales.

«Hoy hay tranquilidad en Caracas y otros sectores del país, donde ha llegado la operación Gran Cacique Guaicaipuro», refirió el jefe policial.

El 8 de febrero ocurrió uno de los procedimientos más destacados de esa operación especial, en el que murió Carlos Luis Revette, alias «Koki», durante un presunto enfrentamiento registrado en la zona de Las Tejerías, estado Aragua.

Este era el líder negativo de la banda y autor intelectual de los diversos tiroteos ocurridos desde la Cota 905 hacia Caracas, además de decenas de secuestros y extorsiones a empresarios y comerciantes, delitos que eran perpetrados para financiar a la megabanda. El gobernante Nicolás Maduro hasta ofreció una recompensa de 500.000 dólares por información que ayudara con su captura.

Diferentes organizaciones no gubernamentales estudiaron el comportamiento criminal de la megabanda del «Koki», «Garbis» y «Vampi». Entre las investigaciones destaca la realizada por la ONG Cecodap, en la que evidencian que los antisociales realizaban reclutamientos entre niños y jóvenes de la Cota 905, de La Vega y El Valle, para introducirlos en el delito.

Se estimó que esta megabanda agrupó alrededor de 300 jóvenes a quienes pagaban un salario en dólares a cambio de lealtad a la causa criminal. Hasta la fecha, uniformados han capturado a más de 40 personas presuntamente implicadas y realizado decenas de operativos en diferentes barriadas de Caracas para evitar su reagrupación.

Entre las deudas de las autoridades gubernamentales con las víctimas está la captura de Carlos Calderón, alias «Vampi», y Garbis Ochoa, «Garbis», los otros cabecillas por quienes también existe una recompensa de 500.000 dólares.

Asimismo, la zona continúa frecuentada por enviados de estos dos antisociales, quienes estarían detrás de intentos infructuosos de reagrupación de la pandilla, según testimonios dados a El Pitazo por varios habitantes de la Cota 905.

Glorimar FernándezVista_4

Glorimar FernándezVista_4

Por: El Pitazo
Fecha de publicación: 2022-07-11 17:25:10
Fuente

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.