Cicpc detectó y detuvo a miembros de una red de trata de personas

Funcionarios del Cicpc detectaron y detuvieron a miembros de una red de trata de personas en Maturín, estado Monagas.

Según el jefe del Cicpc, Douglas Rico, durante un minucioso trabajo de investigación realizado por funcionarios de la Delegación Municipal Maturín, permitió rastrear el paradero de dos jóvenes de 14 y 16 años, siendo ubicadas en Perú, las cuales habían sido víctimas de una red de trata de personas, que las llevaba al referido país con fines de explotación sexual.

Rico indicó que, una joven de 15 años, contactó a las víctimas a través de la red social Facebook, informándoles que en territorio peruano, podrían tener un trabajo estable y con grandes beneficios económicos, accediendo las afectadas, por la confianza que tenían con quien las contactó.

Una vez engañadas, se contactan con un hombre en Maturín, quien se encarga de falsificar la documentación como mayores de edad y así, no ser detectadas en las distintas paradas que realizan desde Maturín a Caracas y luego hasta el Táchira, donde finalmente son sacadas del país, pasando por Colombia, Ecuador y finalmente llegan a Perú.

Así lo informó el Director General de la Policía Científica, C/G Douglas Rico, durante la edición 48º del programa radial Cicpc al Día en la que detalló que una vez los padres de las víctimas se percataron de lo ocurrido e informaron a los funcionarios de la Policía Científica, se realizó un amplio proceso de investigación y en cooperación con la Policía Internacional, se logró ubicar a las menores de edad y se materializó la detención de tres hombres, identificados como: José Miguel Castañeda Izquierdo (35), Alexander Del Jesús Barreto Olivos (20), ambos de nacionalidad peruana y Carlos Javier Díaz Castillo (28), de nacionalidad venezolana.

El comisario también informó, que se están realizando los trámites internacionales correspondientes, para la extradición de Carlos Díaz y afronte su responsabilidad penal; además destacó que las jóvenes víctimas, ya están en camino a nuestro país, siendo acompañadas por el padre de una de ellas, quien viajó al territorio peruano, en búsqueda de la misma.

Instó a la población a conversar con los jóvenes, guiarlos y asesorarlos, para que no caigan en estas manos inescrupulosas, que perjudican su integridad física y emocional.

Con información de prensa Cicpc

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.