Nuevos ataques rusos contra la red energética de Ucrania dejan al menos un millar de pueblos sin luz

El presidente de Ucrania, Vladimir Zelenski, ha cifrado a través de las redes sociales la gravedad de la destrucción de la red eléctrica.

Una nueva oleada de ataques rusos ha destruido en apenas ocho días el 30% de las centrales eléctricas de Ucrania, lo que ha sumergido al país en una situación crítica que ya afecta a cientos de miles de personas.

En concreto, y según el portavoz de los servicios de emergencia de Ucrania, Oleksandr Khorunzhyi, al menos mil pueblos y aldeas del país se han quedado sin electricidad después de la profusión de ataques recibidos.

«En el período comprendido entre el 7 y el 18 de octubre, como resultado del bombardeo de las instalaciones de energía, han quedado aisladas alrededor de 4.000 poblaciones de 11 regiones (de Ucrania). Actualmente, son 1.162 las que permanecen sin energía eléctrica«, ha detallado Khorunzhyi.

Kiev considera los sucesivos ataques a las centrales eléctricas una brutal estrategia del Kremlin para «congelar» a los ucranianos de cara al invierno. Además, ultima la ruptura de sus relaciones diplomáticas con Irán por el suministro de drones kamikaze a Rusia.

«Tenemos una situación crítica en todo el país, porque una región depende de otra. Todo el país debe prepararse para apagones tanto del suministro eléctrico como de agua y calefacción», y «ahorrar energía», ha resumido el vicejefe de gabinete de la Presidencia, Kyrylo Tymoshenko.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.