Los mejores ejercicios para eliminar los efectos del alcohol

Si esta Nochevieja te has pasado con el alcohol y te has despertado con mal cuerpo, seguro que quieres conocer algunos ejercicios muy sencillos para decir adiós a la resaca. ¿Tienes náuseas, cansancio, sed, dolor de cabeza, vértigo, sensibilidad al ruido y a la luz, sudor e irritabilidad? Son síntomas normales a la mañana siguiente tras una noche de fiesta en la que el alcohol ha sido el gran protagonista.

Ejercicios para combatir la resaca

Seguro que lo que más te apetece hacer hoy es estar en la cama todo el día. Pero, si realmente quieres encontrarte mejor, no es una buena idea. Levántate, ponte ropa cómoda y sal a caminar. Basta con un paseo de media hora o una hora para volver a casa como nuevo.

También puedes practicar ejercicios de cardio: sentadillas, levantamiento de rodillas, saltos… Este tipo de ejercicios los puedes hacer en casa sin ningún material, y son perfectos para eliminar los efectos del alcohol en el organismo.

¿Te gusta andar en bicicleta? Si tienes una bicicleta estática, ni siquiera necesitas salir de casa. Aún así, es conveniente que salgas al exterior para respirar aire fresco. Te sorprenderás al comprobar lo bien que te encuentras después de media hora o una hora pedaleando.

Según los expertos, uno de los mejores ejercicios contra la resaca es nadar, ya que el contacto con el agua tiene un poder recuperador como pocos. Además, es excelente para quemar calorías: una hora de natación quema unas 330 calorías.

Y, por último, también puedes bailar. Seguro que has bailado mucho en Nochevieja, pero debes hacer un esfuerzo por mover el esqueleto un poco más. Pon la música que más te guste, ¡y déjate llevar!

La alimentación es clave

Además de hacer ejercicio, también debes cuidar la alimentación para eliminar los efectos del alcohol en el cuerpo. Lo primero que debes saber es que no hay ningún milagro contra la resaca, pero sí hay algunos alimentos que son muy útiles para aliviar los síntomas.

Los huevos son una buena fuente de nutrientes y contienen proteínas de alto valor biológico. Sientan muy bien al estómago, así que son fantásticos para ayudar con el malestar digestivo y las náuseas.

Comer plátano ayuda a reponer los niveles de potasio del cuerpo tras una noche bebiendo alcohol. Es una fruta con un alto contenido en fibra, que favorece la digestión, y el azúcar proporciona muca energía.

Por su parte, la avena aporta muchos de los nutrientes que el alcohol agota del organismo. A esto hay que sumar que reduce la inflamación asociada con la resaca.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.