El ansiado abdomen plano

Fuente: Grandes Medios

Tener un abdomen definido se ha convertido en el objetivo principal de hombres y mujeres, pero sobre todo en el ámbito femenino. Diversas razones conllevan a buscar cómo deshacerse de esos molestos rollitos y de una barriga sobresaliente, entre las que destacan problemas estéticos, querer usar determinadas prendas o exponer la región abdominal en público.

Sin embargo, estas razones, a pesar de ser importantes, sobre todo para la autoestima del individuo, pueden pasar a un segundo plano si se tienen en cuenta las consecuencias que puede acarrear el exceso de grasa abdominal para la salud.

Reflexiones previas para lograr el abdomen soñado

Antes de empezar una dieta y algún tipo de ejercicio para obtener el codiciado abdomen plano, es necesario tener conciencia de que no será tan fácil, pero que con esfuerzo, constancia y dedicación se logrará el objetivo. En Internet se encuentran muchas páginas web, portales y blogs como www.comobajar10.com que ayudan a que este camino sea menos engorroso, con consejos que orientan a bajar la barriga.

No existen dietas milagrosas, ni mucho menos bebidas mágicas, té o recetas que logren un abdomen plano fácil y de forma acelerada. Así que hay que entender que los tratamientos milagrosos no existen, y que pueden causar daños a la salud. El éxito de disminuir el abdomen se consigue a través del nivel de esfuerzo que cada persona esté dispuesto a hacer.

Reflexiones previas para lograr el abdomen soñado

¿Grasa invisible?

Al engordar se gana grasa no sólo de forma visible, también de manera invisible, esta última es la que se acumula alrededor de los órganos, llamada grasa visceral, es la más preocupante porque no se ve, de ahí la importancia de una buena alimentación.

Al bajar la barriga es inevitable adelgazar, a menos que sea a través de una liposucción, algo que no es recomendable. Necesariamente debe existir el binomio ejercicio físico y control de calorías. Se deben gastar más calorías de las que se consumen para perder peso y así obtener óptimos resultados.

Los ejercicios físicos como correr, hacer spinning o nadar, consumen calorías inmediatamente y ayudan a ganar masa muscular a medida que se pierde peso, ganando músculo al mismo tiempo.

Alimentación y ejercicios

Hoy en día es algo muy común tener unos cuantos kilos de más y grasa en el área del abdomen, con una especial atención a ese exceso de grasa que puede estar dando señales del desarrollo de algunas enfermedades como diabetes, hipertensión y enfermedades cardiovasculares. Para bajar esa barriguita se recomienda una alimentación equilibrada combinándola con ejercicios.

A continuación se describen algunas acciones para mejorar en este aspecto:

  • Acelerar el metabolismo. Los procesos químicos y físicos que ocurren en las células, y que el cuerpo utiliza para producir la energía necesaria y cumplir con funciones vitales como respirar o hacer la digestión, es lo que se conoce como metabolismo. Aumentarlo o acelerarlo ayuda a quemar más calorías y perder peso, para que esto suceda es recomendable beber al menos 2 litros de agua al día, se le puede agregar unas gotas de limón o naranja; también se puede beber té de jengibre con canela sin azúcar, a diario.
  • Quemar grasa. Hacer ejercicio físico permite quemar esas grasas no saludables de una mejor forma que si sólo se realiza la ingesta de bebidas especiales o con la realización de dietas. Mediante ejercicios aeróbicos, como caminar o correr, complementados con anaeróbicos como las pesas, de esta manera el objetivo de reducir el abdomen se logra con mayor rapidez.

Tener un abdomen definido

Correcta nutrición sin pasar hambre

  • Buena alimentación. Una alimentación equilibrada, libre de grasas saturadas ayuda a evitar la acumulación de grasa en la parte abdominal del cuerpo. Pero no hay que dejar de lado el consumo de grasas buenas presentes en alimentos como el aguacate y el aceite de oliva, ya que éstas contribuyen a mantener el buen humor, garantizan un buen funcionamiento hormonal y cuidan del corazón.
  • Eliminar el azúcar. Aparte de ser un vicio, el azúcar puede producir enfermedades como la diabetes y la obesidad, es conveniente eliminarla o cambiarla por estevia.
  • Evitar pasar hambre. Una de las creencias que tienen las personas es la de no comer nada entre comidas porque piensan que pueden engordar, al contrario, es recomendable comer cada 3 horas, así que pueden combinarse las 3 comidas principales con 2 o 3 meriendas durante el día. Se puede optar por comer alimentos ricos en fibra como pan integral o arroz en su versión integral.
Loading...

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Aceptar Lee mas